Make your own free website on Tripod.com

 

 

 

Tomo I

Capítulo Primero

Por Mario Luis Altuzar Suárez

Capítulo Primero

I.- El Mandala de Saturno

II.- Los Misterios de Isis

III.- La Simiente de la Vida

IV.- La Regeneración Electromagnética

V.- El Poderoso Enemigo Oculto

VI.- Hermes, el Oro del Interior Humano

VII.- Despertar del Espíritu

VIII.- Riesgos Elevados de la Zona Prohibida

IX.- La Liberación de Merlín de la Zona Prohibida

X.- La Cuarta Dimensión Vive de Incautos

Capítulo Segundo

I.- Los Centros de Poder Energéticos del Hombre

II.- La Iniciación Esenia de Hebert

III.- El Misterio del Principio de los Tiempos

IV.- El Fuego Eterno y su Poder de Vida

V.- ¿Quiénes son los Elegidos de Dios?

VI.- La Revelación del Poder del Origen

VII.- El Yo Interno y su Potencial Oculto

VIII.- El Poder de Vida de la Tierra

IX.- Los Elementales y su Poder de Vida

X.- Los Misterios de la Fuerza Espiritual

XI.- Jesús, el Primogénito

XII.- La Violación a la Potestad del Pensamiento

Capítulo Tercero

I.- El Desarrollo de la Consciencia Primaria

II.- Reconfigurar la Consciencia Primaria

III.- Despertar de los Centros de Poder

IV.- La Ambición de Poder Somete al Hombre

V.- El Karma, Enfermedad del Alma

VI.- La Sanación por Imposición de Manos

VII.- La Gran Hermandad Universal

VIII.- La Manifestación de la Fuerza Divina

IX.- Los Encuentros del Destino

X.- Hebert Recibe el Tesoro de los Iniciados

XI.- Los Sueños, Frontera Dimensional

Visitar Arcano

 

El Poderoso Enemigo Oculto

 

En las frías montañas británicas, Merlín escuchaba con atención a su Maestro Iniciado Hebert: "Cuando estamos enfrentando las fuerzas negativas, debemos tomar conciencia sobre su origen: Si son internas (del consciente, subconsciente o inconsciente) o externas (envidias, encantamientos y otros), para poder combatirlas"

Con el tesoro entregado boca-oído, el aprendiz de mago leyó en la naturaleza los Augustos Misterios del mecanismo secreto que le permitiría defenderse. Observó que al día le sigue la noche. Sintió alivio al mitigar el frío con el calor de una hoguera. Oyó al silencio nocturno tan diferente en su ambiente al bullicio diurno.

Había encontrado la clave externa que, aplicada al interior del ser, le condujo a dilucidar el Principio: La existencia de dos tipos de pensamientos, los positivos y los negativos que se proyectan o reciben y con base en su forma y su fuerza, afectan a nuestra vida diaria.

El pensamiento es, entonces, una energía generada en el interior del ser humano identificada por el Alquimista como el resultado del movimiento eléctrico en los componentes químicos del cerebro al recibir una estimulación externa y razonar en la respuesta que puede ser la comparación, reflexión y la acción corporal.

Con tristeza al observar su entorno violento por las pugnas contra su amado Rey, estableció Merlín que el pensamiento negativo se identifica con el proceso que tiene la formación del ser humano en el sentimiento destructivo que, combinado con el egocentrismo, crea una mezcla de emociones con una fuerte tendencia al servicio de la obscuridad por exacerbar los vicios y marginar las virtudes individuales.

Sin embargo, estos pensamientos no necesariamente son recibidos o enviados a otras personas. Su efecto puede ser interno y desarrolla un elevado poder que conocemos como autodestrucción y que, además, se encuentran perfectamente bien escondidos al grado de que es difícil identificarlos y ubicarlos. Pueden mencionarse; la melancolía, la depresión, la baja autoestima, odios que pueden degenerar en venganzas con un satisfactor superficial de un ser limitado por los resentimientos y las frustraciones.

Del otro lado de la balanza se encuentra el pensamiento positivo, entendido como la determinación para proseguir la lucha por lograr los objetivos y obtener el satisfactor personal y familiar sin perjudicar a terceros. Conduce al enfrentamiento firme para superar los obstáculos. Disfrutar el momento de la reflexión y con valor, emprender la acción firme y decidida para triunfar.

Emocionado por el resultado de sus análisis, el discípulo se acercó a su mentor para comunicarle sus reflexiones. Empero: ¡Estaba incompleto! Descuidó un tercer pensamiento: El positivo preñado de soberbia, incapaz de medir los daños al entorno o a terceras personas, cuando busca su objetivo individual y entonces, se vuelve destructivo. Deshonra por su clara motivación en la envidia y siembra el odio y el rencor.

Los Grandes Maestros Iniciados señalaron que las tres formas del pensamiento pueden causar y empujar al lado obscuro si se carece del equilibrio indispensable al romper con cualquier tipo de obstáculo al buscar caminar por los senderos de la Luz. "¡La herramienta equilibrante que legó el Creador de los Universos a sus hijos, es el Amor!", le dice Hebert a su discípulo.

No se trata del concepto lingüístico del sentimiento que inclina el ánimo de la persona a lo que place. El Amor del Creador de los Universos es algo más profundo y que implica la entrega absoluta del ser humano, capaz de fortalecer en la lucha, inyectar aliento, impulsar la voluntad y guiar el libre albedrío de uno  mismo.

El Mago aprendió que no existe fuerza positiva o negativa que no se pueda equilibrar con el Amor, sustentado en la reconciliación interna y con el entorno. Más, entender el concepto Reconciliación debe hacerse en un plano superior. Lingüísticamente se dice que es el acuerdo a que llegan dos personas para solucionar sus diferencias lo que implicaría única y exclusivamente la Tolerancia.

Se puede tolerar sin aceptar la razón o forma de ser de otra persona. El sentido que le dio Hebert a Merlín es profundo: "Perdonar y pedir perdón al hacerse uno responsable de las acciones propias", con lo que se alcanza la aceptación de lo que uno es y se compromete a superar las limitaciones propias por medio de cultivar las virtudes internas.

Solamente así es posible entender el poder que los Grandes Iniciados utilizaron: El Amor al Creador de los Universos con la entrega al servicio de la Luz en el cuerpo, alma y espíritu tiene su Alfa y Omega en uno mismo. Merlín escuchó a su Maestro: "No es posible amar a los demás sino se ama a uno mismo".

Hermes Trismegisto señalaba: "Salud a Ti, el único Dios Grande, Dios Ilimitado, Alma del mundo, viejo constantemente rejuvenecido, eterno viajero de los tiempos" y algunas Escuelas Iniciática que estudian estos Misterios Herméticos en el presente, advierten que se sustenta en tres pilares: La Fe que debe adelantar el trabajo, la Esperanza que le acompaña y la Caridad que sigue al éxito del trabajo.

Con estos principios activos, se recoge la Enseñanza Hermética para descubrir las fuerzas ocultas que obstruyen el camino personal. Es el reconocimiento del Principio de la Causa y Efecto en donde se exige la disciplina de la honestidad para observar que uno es la causa y el entorno el efecto de lo que hacemos o dejamos de hacer.

Hoy, podemos repetir los ejercicios misteriosos del Mago: De píe, frente a un espejo de cuerpo entero, con focos de energía eléctrica encendidos alrededor del objeto reflejante (no deben usarse velas por el alto riesgo de abrir puertas de la Cuarta Dimensión sin saber cerrarlas), se miran fijamente a los ojos por 10 minutos. Posteriormente, cierran los ojos para ver el tipo de luz que se proyecta en el primer impacto.

Si el destello que se capta es de tonalidades: blanco, amarillo, azul, verde, rosa, violeta o anaranjado (pueden presentarse por separado o combinados), son débiles o se observan opacas o dispersas, la dificultad es interna y debe buscarse en el inconsciente y subconsciente la razón o la causa que la genera.

Por el contrario, en estas tonalidades se encuentran flashes o chispazos amarillos o rojos encendidos, negros, gris, verde bilioso o café, pueden ser larvas astrales o bien se tratan de vibraciones de baja intensidad recibidas o recogidas en la vida cotidiana y deben desconectarse del aura para liberarse.

El ejercicio visual debe repetirse varias ocasiones ya que la primera impresión puede ser falseada por autosugestión o interferencia generada por los servidores de la obscuridad para evitar ser descubiertos y se distraiga al individuo en su búsqueda de la armonización.

Si los destellos captados indican que la desarmonía es causada por energías internas, es el momento adecuado para sentarse mirando al Oriente y respirando profundamente tres veces, solicitar al Padre Creador de los Universos, nos permita el enfrentamiento con el inconsciente y con el subconsciente, para descubrir el origen de las cargas negativas así como pedir la sabiduría que nos lleve a comprender el momento y liberarnos con el Perdón.

Además de la reconciliación interna que consiste en analizar el error, el resentimiento o sentimientos de culpa para extraer la experiencia y perdonar o perdonarse, los Grandes Maestros Iniciados recomiendan buscar consejo o asesoramiento de personas capacitadas y honestas, cuidándose de no caer con charlatanes.

 

 

IV.- La Regeneración Electromagnética         VI.-Hermes: El Oro del Interior Humano

 

Página de Inicio    Su comentario

 

 

Porque Usted es digno de la mejor información, por el precio de 10 reciba 12 números de Arcano.

Si quiero suscribirme

Para su comodidad puede hacer un depósito o transferencia bancaria a nombre de EDITORIAL LA CASA DE ORIÓN, S. A. DE C. V., en Banca Serfín en la cuenta número: 09073152858, sucursal 090063 ERMITA o si prefiere BANAMEX a la cuenta número 00193211688 Sucursal 4739 ERMITA. También puede comprar en el correo de su localidad un Giro Postal a nombre de EDITORIAL LA CASA DE ORION, S. A. DE C. V.

Confirme su pago vía fax: 85 89 11 51 o por correo a nuestras oficinas: Lerdo 284 C, Depto. 1212, Unidad Nonoalco Tlatelolco, 06900, México, D. F. Teléfono: 85 89 11 50 para que podamos incluirle inmediatamente en nuestra lista de suscriptores.